Muy cerca del "Valle Encantado", a unos 70 km al sur de San Martín de los Andes, la unión de los ríos Meliquina y Filo Hua Hum le dan nacimiento al Caleufu. En sus de 64 km de recorrido, este rio tiene solo dos puntos de acceso; el primero, en su parte alta (a partir de ahí se aleja del camino) y el otro es donde finaliza, con lo cual, la única manera de pescarlo en su total recorrido, es flotándolo. La expedición que realizamos por tres días, con dos noches de campamento es el programa ideal para disfrutar las bondades del Caleufu.

A medida que vamos flotando, veremos un rio distinto por cada uno de los tres días que dura la expedición, ya que el paisaje y la geografía van cambiando dramáticamente y también las técnicas de pesca, donde encontraremos diferentes aguas para pescar con streamers, dry fly / atractor y terrestrials.

Durante el transcurso del primer día, el Caleufu se presenta como un típico río de montaña, con grandes piedras (boulders), donde Truchas Arco Iris, marrones y, ocasionalmente salmones encerrados (landlock salmon), habitan las correderas que pasan entre grandes cañones y, majestuosos pooles multifacéticos, que son adornados por picos erosionados y pintorescos cipreses. En el segundo día, las montañas de a poco van perdiendo altura, los cipreses y ñires van quedando atrás. Finalizando, en el último tramo la estepa domina el paisaje, siendo el reino del neneo y el coirón.

Durante los tres días de recorrido el terreno es muy agreste, y el río se aleja de la civilización, situación ideal para encontrar fauna en su máximo esplendor siendo posible divisar zorros, jabalíes, ciervos, águilas y cóndores.